Bienvenidos al apasionante mundo de los jabones, la cosmética natural y las velas aromáticas.

Me dedico a la elaboración artesanal de jabones 100% naturales. Todos mis jabones están pensados para solucionar algunos problemas de la piel, por eso están elaborados aprovechando las propiedades terapéuticas de las plantas (fitoterapia): ya sea mediante infusiones, geles o la micronización planta en polvo). A estas plantas les añado unos aceites básicos (imprescindibles para la elaboración de los jabones: el aceite base principal que utilizo es el de oliva, pero también uso aceite de rosa mosqueta, argán, manteca de karité, aguacate, avellana, coco, etc. ), aprovecho las propiedades de los aceites esenciales (aromaterapia). También elaboro cosmética natural: bálsamos labiales, contorno de ojos, crema facial, tónico facial, crema de manos, crema corporal, bombas de baño, barras de masaje, etc.Otra de mis aficiones es hacer velas aromáticas, aprovechando los recursos que nos da la naturaleza: pétalos de rosa, café, flor de lavanda, té, chocolate, etc. Hago cestas para Navidad, día de los enamorados, día de la madre, regalitos para bodas, cumpleaños, comuniones, bautizos, etc.He hecho varios cursos de jabones, uno de cosmética natural y otro de velas.

Barros del Mar Muerto

MarMuerto

 

 

Formado hace millones de años en el punto más bajo de la tierra, el Mar Muerto es un fenómeno geográfico extraordinario. A 400 metros por debajo del nivel del mar, flanqueado por las montañas a su este y oeste, 8 veces más salado que el resto de los mares, contiene 22 minerales que no se encuentran en ninguna otra parte y encierran un potencial terapéutico único. Aunque recibe el nombre de Mar Muerto, es una verdadera fuente de vida y de belleza. Desde la antigüedad, la importancia de los minerales del Mar Muerto y sus barros negros son reconocidos. Desde los tiempos bíblicos del Rey Salomón, la Reina de Saba y posteriormente Cleopatra, utilizaban las Sales y Barros del Mar para acentuar su belleza, encontrando así el Elixir de la Eterna Juventud.

El barro  nace de las zonas secas del mar muerto, tiene cualidades terapéuticas y cosmetológicas, por su concentración con las propiedades de las algas y la sal, crea un tratamiento ideal para tratar enfermedades respiratorias y alérgicas, es aintiinflamatorio, y además de activar el metabolismo del cuerpo y crea un efecto relajante.

 

El cloro, el magnesio, el sodio, el calcio, el potasio y el bromo se encuentran en el Mar Muerto en concentraciones muy elevadas. Todos estos minerales tienen una acción indispensable para la salud de nuestro organismo. El bromo, que estimula el proceso natural de la reparación celular, se encuentra a una concentración 20 veces superior a la de cualquier otro lugar de la tierra. 
Tiene un efecto calmante. El hierro transporta oxígeno a las células.El magnesio acelera el metabolismo de la célula y el calcio fortalece su membrana, el sodio mantiene la presión interna y el potasio le suministra energía. Estos minerales son vitales en el proceso metabólico de la piel, especialmente a medida que envejecemos y disminuye el nivel de minerales en el cuerpo.  El cuerpo no produce sus propios minerales, por lo tanto necesita fuentes de abastecimiento externas, además de agua y nutrientes. El Mar Muerto se alimenta de las aguas del río Jordán, de las aguas termo minerales de las capas subterráneas y de las fuentes de aguas calientes. Su limo, rico en minerales, se deposita en las orillas formando un fango mineral famoso por sus propiedades terapéuticas.
Las sales y minerales del mar muerto están reconocidas por la regeneración de las funciones vitales de la piel, ayudan a eliminar las células muertas y alivian los síntomas de enfermedades tales como la artritis, dermatitis y soriasis. Lo que explica porqué atrae a miles de turistas cada año para beneficiarse de sus propiedades únicas.


Propiedades cosméticas:

-Propiedades antienvejecimiento, que  mejoran en un 44% el tratamiento de arrugas si lo comparamos con el resto de productos del mundo.

-Exfolia las células de la piel muerta que se encuentra encima de la piel.

-Limpia  la piel: Limpia los  poros,  asimila grasas e impurezas, quita células cutáneas muertas y pone al descubierto una capa de piel nueva

-Estimula la circulación sanguínea. La abrasión suave estimula el flujo sanguíneo en la zona.

-Elimina las toxinas. Estas toxinas liberadas a través de la piel se quitan cuando se retira la sal.

- Facilita el drenaje de la celulitis, disminuye la flaccidez de la piel e incluso realiza un leve “estiramiento”, a la vez que la calma e hidrata.

- Elimina manchas cutáneas, acné….

Combinados, todos estos efectos confieren a la piel más elasticidad y suavidad, dándole un aspecto limpio, fresco y terso.

 Uso terapéutico:

- Dolores musculares y articulares, psoriasis, eczemas y otras irritaciones cutáneas.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

 
ir arriba